Amigos de cuatro patas: Tarra y Bella, cuando la amistad supera a las diferencias

English

Tarra y Bella serán por siempre un ejemplo del poder de la amistad y el afecto a pesar de las diferencias. Tarra es una elefante de 8.700 libras (3950 Kg) y Bella una perra sin hogar adoptada en 2003 por el Santuario de Elefantes de Hohenwald, Tennessee, donde Tarra vive.

Los elefantes son animales que cultivan la amistad como parte de su comportamiento habitual y tienden a buscar su mejor amigo con quien comparten la mayor parte de su tiempo, por lo general es otro u otros elefantes.  Sin embargo, este dúo de amigos inseparable fue más allá de las barreras interespecíficas sorprendiendo a todos quienes los vieron caminar, comer, dormir y jugar juntos. La diferencias de tamaño parecían no existir cuando la pata gigante de Tarra hacía cosquillas o jugaba con Bella.

En 2010, Bella sufrió una lesión en la médula espinal que la dejó imposibilitada de movimiento durante tres semanas. incapaz de mover sus piernas o menear su cola, Bella permanecía en la oficina del santuario, donde no sólo recibió la atención del personal del mismo, sino también el apoyo de su mejor amiga Tarra, quien estuvo fuera de la oficina, esperando, durante  todo el tiempo.

Un día, Scott Blais, co-fundador del santuario, notó que Tarra estaba esperando y decidió llevar a Bella para que pudieran verse. Estos encuentros se repitieron hasta que Bella pudo finalmente caminar nuevamente.

En  octubre de 2011 la muerte de Bella puso un final triste a esta historia de afecto y amistad más allá de las diferencias.  afectó triste cuando Bella habría sido atacada por coyotes y falleció en. Los trabajadores del Santuario creen Tarra encontró en el bosque el cuerpo de su mejor amiga, después de haber sido aparentemente atacado por coyotes y la llevó hasta la casa. Este gesto de amor permitió a Tarra aceptar y sobrellevar mejor la muerte de Bella, ya que el proceso del duelo es una parte muy importante en la vida de los elefantes. Tarra se acercó a sus hermanas en las cuales le traían comida, la acompañaron y le brindaron el apoyo necesario durante ese momento difícil.

La amistad pese a las diferencias de Tarra y Bella despertó gran admiración y enterneció a todos quieres fueron testigos de esta historia. La huella que el paso de Bella significó para el Santuario inspiró a los cuidadores a homenajear a Bella y mantener vivo el recuerdo de esta gran amistad a través de La Fundación Bella. La misma permite recaudar fondos no sólo destinados al cuidado continuo de los elefantes sino también dando parte de las donaciones a las asociaciones humanitarias locales que promueven la adopción de perros callejeros que como Bella esperan tener una familia que los ame y un hogar permanente.

 

Para comprar el libro sobre esta historia de amistad   Tarra & Bella :The Elephant and Dog Who Became Best Friends

Para contribuir con la Fundación:   Página de La Fundación Bella

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s